Suscríbete a nuestro newsletter

Cómo catar un vino con los cinco sentidos

100 Mejores MB 100 Mejores MB

Beber una copa de vino es mucho más que solo el placer que produce que sepa rico: es toda una experiencia que se vive con los cinco sentidos y no se necesita ser un experto para saber algunas cosas sobre catar.

La buena noticia es que la mejor manera de aprender es bebiendo con moderación. Cada sorbo es distinto y, si prestas atención a los sabores, colores y texturas, construirás una memoria sensitiva que será tu mejor aliada para saber cada vez más de vino.

TE INTERESA: CINCO PASOS PARA ABRIR UNA BOTELLA DE VINO COMO UN EXPERTO

Catar un vino como todo un sommelier

La Comunidad MB presenta la Guía Simple de Vino y Maridaje; esta es una producción editorial en la que integramos a varios expertos que nos dan, cada año, sus mejores tips para disfrutar con todo el arte y placer de beber. Otra buena noticia es que está disponible en línea ¡y es gratis!

A partir de ella, tomamos los consejos de los expertos y traemos para ti una síntesis de cómo catar un vino con tus cinco sentidos.

La vista

Sirve el vino en una copa. Colócala sobre una superficie blanca y distingue el ribete, que es la corona alrededor del líquido; es un poco más traslúcido que el resto y te hablará sobre su crianza o frutalidad.

En tintos, los colores más similares al púrpura generalmente son jóvenes; entre más rojizo sea querrá decir que tiene más crianza y tiempo en barrica. Para blancos, los destellos pueden ir del verde al dorado intenso.

El tacto

Hay dos lugares donde puedes relacionar el tacto con la cata de vinos. La primera: observa la copa, muévela y mira si las gotas bajan rápido o lento. Esto habla de la cantidad de azúcar y alcohol en el líquido. Si baja lentamente, se denominan con cuerpo y generalmente tendrán sabores más intensos.

Al probarlo, la lengua tiene un papel fundamental en el tacto. Pon atención a lo que sientes en ella: puede ser astringencia –es decir, mucha sequedad– o, por el contrario, ser un vino untuoso y fácil de tomar.

El olfato

Este es uno de los momentos clave en la cata de vinos. Acerca la copa a tu nariz e identifica los primeros aromas. Seguro obtendrás alguna memoria de frutas o un golpe de alcohol. Gira para que se oxigene y acerca de nuevo: tendrás olores secundarios y terciarios ¡que deben ser agradables! 

El gusto

El momento que todos estábamos esperando. Después de un análisis sensorial, toca comprobar con el gusto todo aquello que sabemos con los otros sentidos.

Da un primer sorbo pequeño y pasa; esto para limpiar tu paladar y mitigar la sensación alcohólica. Haz un segundo más consistente y pasea por tu boca. ¿a qué te sabe? ¿es ácido? ¿qué sensaciones percibes?

El oído

Este tiene que ver con la compañía y el contexto. Puedes percibir cómo cae el vino al servirlo, la sinfonía de un corcho que sale de la botella y, por supuesto, al chocar las copas y decir ¡salud!

¿Ya nos sigues en TikTok?

Puede interesarte

Guía Destinos México

Guía de los Mejores
Restaurantes
Subrayado del títiulo

CDMX 2021-2022

Descargar ahora
Tu opinión es muy importante

Tu opinión es
muy importante
Subrayado del títiulo

Se parte de la ComunidadMB.

Únete
100 Mejores MB 100 Mejores MB