Suscríbete a nuestro newsletter

Cómo hacer cremas de verduras ricas y saludables

Foto: Pexels

Hacer cremas de verduras es muy sencillo y una manera deliciosa de añadir nutrientes y platos saludables a tus menús diarios. La base para casi cualquier crema es prácticamente la misma, lo que la convierte en una receta versátil y adaptable a tus preferencias. Puedes variar las leches o cremas que uses, logrando diferentes texturas y niveles de indulgencia según desees. Con unos pocos ingredientes y un proceso fácil, podrás disfrutar de cremas nutritivas y reconfortantes en cualquier momento.

Lo que necesitas como base para una crema de verduras

Tips para hacer una buena crema:

  • Corta las verduras uniformemente: Esto asegura una cocción pareja. Verduras más densas como zanahorias y papas deben cortarse en trozos más pequeños para que se cocinen al mismo tiempo que las más suaves.
  • Sofríe para intensificar el sabor: Hazlo en un poco de aceite de oliva o mantequilla antes de añadir el líquido. Esto realza el sabor de las verduras.
  • Usa un buen caldo: Ya sea de verduras, pollo o carne, es esencial para una crema sabrosa. Evita usar solo agua, ya que puede resultar en una crema más insípida.
  • Agrega hierbas y especias: Añade hierbas frescas como tomillo, perejil o albahaca, y especias como comino, cúrcuma o pimienta para dar más profundidad de sabor.
  • Añade un toque cremoso: Para una textura más cremosa, puedes añadir un poco de crema, leche de coco, yogur natural o leche evaporada al licuar las verduras. Si prefieres versiones más saludables puedes usar un chorrito de leche o incluso no agregar nada.
  • Licúa bien: Usa una licuadora de inmersión para hacer puré las verduras directamente en la olla o transfiérelas a una licuadora normal en lotes. Asegúrate de que la mezcla esté suave y sin grumos. Después de licuar, regresa la mezcla a la olla por unos minutos más.
  • Rectifica la sazón: Después de licuar, prueba la crema y ajusta la sal y pimienta según sea necesario.
  • Decora antes de servir: Agrega un toque final con hierbas frescas picadas, un chorrito de aceite de oliva, crema, queso de cabra espolvoreado o crutones caseros para darle una presentación atractiva y añadir texturas diferentes.

La base de una crema de verduras:

  • Verduras frescas (zanahorias, brócoli, calabaza, etc.)
  • Cebolla y ajo
  • Caldo de verduras o pollo
  • Leche o crema (puede ser de vaca, coco, almendra, evaporada)
  • Aceite de oliva o mantequilla
  • Sal y pimienta al gusto

La receta de una crema de zanahoria

Ingredientes:

  • 500 gramos de zanahorias, peladas y cortadas en rodajas
  • 1 cebolla mediana, picada
  • 2 dientes de ajo, picados
  • 4 tazas de caldo de verduras o pollo
  • 1 taza de leche o crema (puede ser de vaca, coco, almendra, etc.)
  • 2 cucharadas de aceite de oliva o mantequilla
  • Sal y pimienta al gusto

Procedimiento:

  1. Sofríe las verduras: En una olla grande, calienta el aceite de oliva o mantequilla a fuego medio. Añade la cebolla y el ajo, y sofríe hasta que estén dorados.
  2. Cocina las zanahorias: Agrega las zanahorias y cocina por unos minutos. Vierte el caldo y lleva a ebullición. Cocina a fuego lento durante 20 minutos, hasta que las zanahorias estén tiernas.
  3. Licúa y añade la crema: Usa una licuadora de inmersión o normal para hacer puré las verduras hasta obtener una textura suave. Añade la leche o crema y mezcla bien. Ajusta la sal y la pimienta al gusto.
  4. Sirve: Sirve caliente y disfruta de esta deliciosa crema de zanahoria.

¿Ya nos sigues en Facebook?

Puede interesarte

Tu opinión es muy importante

Tu opinión es
muy importante
Subrayado del títiulo

Se parte de la ComunidadMB.

Únete