¡Pregúntale a Marco!
Instala la app de MB

Pan de Masa Madre

En los últimos años, el pan de masa madre se ha vuelto muy popular, lo podemos ver cada vez más en panaderías saludables y ‘hípsters’. Muchas personas creen que es más rico y saludable que el pan convencional. Pero ¿qué tiene de especial este tipo de pan? ¿cuáles son sus beneficios?

¿Qué es el pan de masa madre?

La masa madre es una de las formas más antiguas de fermentación de granos.

Se cree que se originó en el antiguo Egipto alrededor del año 1500 a. C. y siguió siendo la forma habitual y natural de levadura de pan hasta que la levadura química de las panaderías industriales lo reemplazó hace unos siglos.

Un pan fermentado es un pan cuya masa se eleva durante la cocción como resultado de la producción de gas a medida que el grano fermenta.

La mayoría de los panes con levadura usan levadura de panadería comercial para ayudar a que la masa aumente. Sin embargo, la fermentación de masa madre se basa en levadura natural y bacterias de ácido láctico que están presentes naturalmente en la harina para fermentar el pan.

La levadura natural es más resistente a las condiciones ácidas que la levadura de las panaderías industriales. Esto es lo que le permite trabajar junto con bacterias productoras de ácido láctico para ayudar al aumento de la masa.

Las bacterias del ácido láctico se pueden encontrar en varios tipos de comida fermentada, como yogur, kéfir, encurtidos, chucrut y kimchi.

La mezcla de levadura natural, bacterias de ácido láctico, harina y agua utilizada para hacer pan de masa madre fermentada se llama “iniciador”. Durante el proceso de elaboración del pan, el iniciador fermenta los azúcares en la masa, ayudando a que el pan se ‘levante’ y adquiera su sabor característico.

Tiempo de fermentación

El pan de masa madre tarda mucho más en fermentar y crecer que otros tipos de pan, que es lo que crea su textura particular. La masa madre tarda en fermentar 24 horas mientras que el pan industrial se fermenta entre 1 y 2 horas.

Es más nutritivo que el pan normal

Aunque muchas veces el pan de masa madre se elabora con la misma harina que otros tipos de pan, el proceso de fermentación mejora su perfil nutricional de varias maneras.

Para empezar, los panes integrales contienen una buena cantidad de minerales, como el potasio, fosfato, magnesio y zinc. Además, existen estudios que muestran que las bacterias del ácido láctico presentes en el pan de masa madre tienen la capacidad de liberar antioxidantes durante la fermentación de la masa.

El mayor tiempo de fermentación de la masa madre ayuda a mejorar el sabor y la textura del pan integral. Esto puede hacer que las personas sean más propensas a optar por un pan integral, promoviendo así un mayor consumo de fibra y una mejor digestión.

Los prebióticos también ayudan a mantener felices a las bacterias intestinales y es menos probable que aumenten los niveles de azúcar en la sangre.

Si quieres comprar pan de masa madre, pregunta cuáles son sus métodos de preparación ya que hay tiendas que no siguen los protocolos de fermentación correctos. Comprar pan de masa madre de un panadero artesanal aumenta la probabilidad de que sea “verdadero”.

Guía simple de
vino y maridaje
Subrayado del títiulo

Gratis para la
Comunidad MB

Descargar ahora

Tu opinión es
muy importante
Subrayado del títiulo

Se parte de la ComunidadMB.

Únete

Puede interesarte