¡Pregúntale a Marco!

Tlaxcala, una ciudad pequeña pero de gran belleza

Conocer la oferta cultural de Tlaxcala, el Estado más pequeño de toda la República, es un must. Se trata de una ciudad rica en historia, tradición y cultura. Perfecta para una escapada en un fin de semana.

Cultura y arquitectura

Tlaxcala, capital del Estado homónimo, significa “lugar de tortillas o pan de maíz”. Un recorrido por su centro histórico nos sitúa en la Plaza de la Constitución, donde se emplaza el Palacio de Gobierno, construcción que data de 1545. A un costado se ubica la Catedral de Nuestra Señora de la Asunción, edificada en el siglo XVI. El inmueble es uno de los primeros conventos del país y posee la pila bautismal más antigua de todo el continente. Los retablos y la techumbre de la catedral está adornada con arte mudéjar. Anexo a la Catedral se ubica el Museo Regional de Tlaxcala. En este recinto se exhiben piezas de arte sacro colonial y resguarda las colecciones arqueológicas del territorio.

Otro de los atractivos del centro histórico se localiza en el Museo de Arte de Tlaxcala, edificio del siglo XIX que se erigió en un principio como cárcel y luego devino hospital. El museo conserva su arquitectura casi sin intervenciones y resguarda obra de Frida Kahlo, así como arte moderno y contemporáneo de artistas locales y nacionales.

Inaugurado en el siglo XIX, el Teatro Xicoténcatl (nombrado así en honor al guerrero Xicohténcatl Axayacatzin, quien se opuso a la alianza de su pueblo con los conquistadores españoles), es uno de los recintos culturales más importantes y emblemáticos de la ciudad. En él se llevan a cabo, además de representaciones teatrales, conferencias, danza, conciertos y presentaciones de libros.

Otra manera de conocer Tlaxcala es ascendiendo la Escalinata a los Héroes, construida en honor a los héroes de la Independencia y Revolución en 1960. Consta de 250 escalones y en la cima se localiza un mirador donde se observa una espectacular panorámica de la ciudad.

Gastronomía: una fusión prehispánica y española

Por lo que respecta a la gastronomía, esta región conserva la riqueza cultural de la época prehispánica y la fusiona con los productos españoles, creando así un mestizaje de sabores. Dentro del variopinto de sabores que ofrece, podemos saborear tlatlapas, xocoyoles, nopalchitles, huaxmole y texmole, así como escamoles, hormigas mieleras, huauzontles y huitlacoche. Asimismo, la gastronomía local incorpora trigo, arroz, carne de puerco, pollo y el ganado vacuno, que da como resultado el mole prieto o los mixiotes. Por otra parte, una bebida típica de Tlaxcala es el zacatelco, elaborada a base de cacao. Si te probar bebidas prehispánicas y exóticas, puedes realizar el tour de haciendas pulqueras, constituido por la Hacienda San Bartolomé del Monte, la de Santa María Xalostoc, la Hacienda San Pedro Tenexac y la Hacienda Xochuca.

Zona Arqueológica de Cacaxtla

La oferta cultural y turística en torno a la ciudad Tlaxcala es inversamente proporcional al tamaño del Estado. Cerca de la ciudad se localiza la Zona Arqueológica de Cacaxtla, de más de 1300 años, consta de la Pirámide de las Flores, la Pirámide de la Serpiente y la Pirámide de la Espiral, aunque su princial atractivo son los coloridos murales del Gran Basamento.

Si lo tuyo son las bellezas naturales, en el Municipio de Nanacmilpa, el Santuario de las Luciérnagas es iluminado los meses de junio, julio y mediados de iluminado por estos curiosos y bellos insectos. También puedes visitar Huamantla, pueblo mágico famoso por la elaboración de tapetes y alfombras con flores, aserrín y semillas en el mes de agosto.

Para agendar

  • Festival del Pulque (marzo)
  • Festival del Artesano (mayo)
  • Festival Internacional de Títeres (octubre)
  • Festival Internacional de Coros (noviembre)
  • Festival de la Imagen en Tlaxcala (noviembre)

 

¿Más sobre Tlaxcala? Puedes ver nuestras recomendaciones de restaurantes y hoteles.

Tu opinión es
muy importante
Subrayado del títiulo

Se parte de la ComunidadMB.

Únete

Puede interesarte