¡Pregúntale a Marco!
Instala la app de MB

Café vs matcha. ¿Quién gana este combate?

Existen dos tipos de personas: las que son adictas al café y las que el prefieren té. En este caso hablamos de las diferencias y similitudes del té verde en su versión molida llamada matcha y del café en sus diferentes presentaciones. Ambas tienen sus pros y sus contras, pero pocos saben sus orígenes.

En este artículo encontrarás:

Breve historia del café

  • El café es una de las bebidas más tomadas del mundo occidental. En Europa, países como Francia e Italia mantienen el café en la más alta estima y son famosos por sus diferentes granos y modos de preparación; los cuales muchas veces varían por región. En América en cambio, su popularidad creció en los tiempos de la revolución americana dado a que se negaban a tomar té británico y aquellos que lo bebían eran vistos como traidores a su nuevo país. La bebida ya existía en México, con presentaciones como el famoso café de olla, y el té era reservado para la alta sociedad, ya que eran los únicos que podían pagar el té importado de Europa. Con el tiempo, su popularidad le abrió puertas a una nueva industria multimillonaria con miles de cafeterías alrededor del país y a empresas como Starbucks, Nespresso y Cielito Lindo.

 

Descubrimiento del té en América

  • Lo que nunca conocieron y tomó años en llegar y ganar popularidad fue el té directamente del oriente. Una de las razones por la que no se bebía con mucha frecuencia en América era que los ingleses eran los principales importadores y exportadores. Con el tiempo, la migración y la apertura de más rutas de comercio le dio una mayor oportunidad al té.

 

La llegada del matcha a México

  • Aproximadamente en el 2015, llegó una tendencia nueva: el té matcha. Parece que de un día para el otro nuestro Instagram y Facebook estaba repleto de esta nueva bebida y nadie sabía de dónde venía. El matcha viene de Japón, en donde lleva siglos siendo popular con su población. Contiene muchas propiedades curativas y buenas para la salud y la mayoría de los japoneses se toman un té matcha o verde natural al despertar.

 

La cafeína en el café

  • Una similitud que tienen las dos bebidas es que el café y el matcha contienen cafeína. El café tiene una cantidad significativamente mayor de cafeína por taza. Una taza de café contiene 100-150 mg de cafeína, mientras que una taza de té matcha contiene aproximadamente 26 mg.

 

La cafeína en el matcha

  • El matcha contiene un aminoácido que ayuda a tu cuerpo a procesar la cafeína de manera diferente y crear un estado de alerta tranquilo. Si bien una porción de matcha tiene mucha menos cafeína que el café, proporciona un impulso de energía menos nervioso y más sostenido, sin una caída al final. También mejora el enfoque y te ayuda a concentrarte. De igual manera proporciona fibra y nutrientes que el café no proporciona, como clorofila, vitamina A y vitamina C.

 

El matcha y sus poderosos antioxidantes

  • El matcha presenta niveles mucho más altos de antioxidantes, que protegen contra las enfermedades y el envejecimiento. Con 1573 unidades ORAC (capacidad de absorción de radicales de oxígeno) por porción, es una de las mejores fuentes de antioxidantes del mundo. Es por esto que muchos beben por lo menos una taza al día dado a que de igual manera contiene catequinas, un tipo único de antioxidante con potentes propiedades para combatir el cáncer. Ayuda también a acelerar el metabolismo y a quemar grasa, al aumentar la termogénesis, la velocidad a la que nuestro cuerpo quema calorías.

 

Beneficios del café

  • El café, en cambio, es una bebida que rápidamente te da la adrenalina para despertar y ser productivo. Ayuda a prevenir diabetes tipo 2 y Alzheimer, al igual que impulsa la efectividad de analgésicos. Su sabor es delicioso y, al igual que el matcha, se puede disfrutar en muchas formas diferentes ya sea frío o caliente.

El lado amargo del café

  • El lado amargo del café surge al finalizar su efecto, ya que deja un bajón que muchas veces viene acompañado de dolores de cabeza y fatiga. Su efecto es corto y uno debe de beber varias tazas al día para permanecer en ese estado de energía. Además, no nos olvidemos el aliento que deja el café.

 

Preparación

  • En cuanto a la preparación, el matcha es más fácil de hacer. No se requiere una elegante prensa francesa, máquina de vapor o aparato. Solamente necesitas el matcha, tu bebida favorita (ej. Leche de almendra, coco, etc) y algo con que revolverla. Podríamos decir que lo mismo pasa con el café solvente pero la calidad en esa presentación baja una cantidad considerable, en cuanto a el matcha, guarda su calidad en ese polvito.

Aunque las dos bebidas tienen su propio mercado, vale la pena probar algo nuevo y ver cuántos cambios sientes en tu cuerpo para encontrar la mejor opción para ti. Es importante escucharte porque, al final del día, todos somos diferentes y lo que para ti puede resultar maravilloso, para la otra persona puede ser veneno.

Guía Destinos
México
Subrayado del títiulo

Hoteles y
Restaurantes 2021

Descargar ahora

Tu opinión es
muy importante
Subrayado del títiulo

Se parte de la ComunidadMB.

Únete

Puede interesarte